domingo, 26 de agosto de 2012

Vicente Bianchi: Misa a la Chilena y otros 6 temas chilenos. LDC-36521. Odeón. 1965. Chile






A partir de este post los dejaremos con varios registros del maestro Vicente Bianchi. El maestro ha sido una figura fundamental de la música popular chilena desde la segunda mitad del siglo XX a la fecha, en él se funde la imagen del maestro que ha sabido plasmar todas las tareas de la industria musical necesitaba a partir de la década del 50, cuando las radios, y el cine eran las fuentes inagotables del consumo musical. Así el maestro de desarrolló como arreglador, compositor, interprete de música popular, para variados artistas, sellos y radios; dejando tempranamente los estudios de música de concierto que lo hubieran llevado por un camino que él no quería recorrer.

Tal vez el ser un músico ligado tan fuertemente a la música popular, es que su creación permanentemente ha sido menospreciada por la academia que hasta la fecha no le ha otorgado el Premio Nacional de Música, premio que merece y que ha merecido ya que posee mucho mas pergaminos que varios de los últimos premiados.

En este post los dejaremos con esta Misa a la Chilena. Personalmente me encontré con esta obra en una reedición en CD de la EMI del año 2007, al tocarla en mi casa en presencia de distintas personas me percaté que la obra era cantada inconscientemente por varios de los presentes en estas audiciones, al hacer las preguntas de rigor, me respondían que las canciones se las sabían ya que eran constantemente interpretadas en las iglesias. Y así la experiencia se repitió en varias ocasiones. Esto no es mas que una muestra que la Obra fue profundamente recogida por la Iglesia Católica  a partir de 1965, quedando marcada dentro del inconsciente de millones de feligreses.

La obra esta excelentemente compuesta, arreglada e interpretada por un ensamble orquestal y de voces mixtas. El origen de esta creación viene de la mano de las reformas que comenzó a vivir la Iglesia Católica en la década del 60, en donde comenzaron a hacerse las ceremonias en la lengua de cada comunidad. Experiencias similares o parecidas a esta obra se había dado con la Misa Luba registrada en Africa por misioneros, en la cual el texto de la Misa se canta en Latín acompañada por ritmos y melodías tradicionales africanos. También se había creado en Argentina el año 64 la Misa Criolla de Ariel Ramirez, y en esa época en Chile se dio la competencia por las Misas, ya que don Vicente al contar a su amigo Raúl de Ramón que estaba haciendo este proyecto, éste salió corriendo para componer una Misa propia, grabarla y editarla por el sello RCA a toda velocidad para que saliera a la venta antes que la obra creada por Vicente Bianchi, lo que finalmente así ocurrió; llevando a una pelea mediática en defensa de las Misas.

Por último hay que considerar que si bien esta Misa fue fervorosamente aceptada por el entonces Cardenal Raúl Silva Henríquez, hubieron sectores de la Iglesia que tuvieron una opinión crítica de ella, ya que no consideraban que el canto popular estuviera al nivel de los cantos religiosos que debían ofrecerse en las ceremonias religiosas de la Iglesia. A pesar de todo lo anterior esta obra ha tenido una fuerte permanencia dentro de las ceremonias religiosas de la Iglesia Católica chilena en los últimos 45 años, y ha conocido diversas ediciones alrededor del mundo.

La segunda parte del disco contiene variados arreglos del maestro para canciones tradicionales chilenas, desarrollados con el mismo ensamble orquestal y vocal. Al escuchar estos arreglos uno se puede percatar que el material desarrollado por Vicente Bianchi no busca estrictamente entregar un sonido popular, sino que busca un refinamiento musical tomando diversas herramientas de la música de concierto,  en búsqueda de un camino del medio, entre lo popular y lo docto, que ha sido su permanente aporte a la Música Chilena.


Lado A:
Bianchi: Misa a la chilena (Textos de la Liturgia)

1. Señor, ten piedad de nosotros (Kyrie) (estilo araucano)
2. Gloria (ritmo de refalosa)
3. Credo (aire de tonada)- Solo: Mariano de la Maza
4. Santo (Sanctus) (aire chileno)
5. Cordero de Dios (Agnis Dei) (ritmo de trote nortino)
6. ALELUYA (ritmo de cueca)

Lado B:
Seis temas folkloricos

1. El costillar, danza chilota
2. Burrito de Belén, trote-villancico
3. Hombre malvado (Hueda Kona), canción mapuche
4. Cachimbo piqueño, cachimbo
5. Guitarra de Nochebuena, villancico
6. La trastrasera, danza chilota

En Línea

2 comentarios:

Enrique Zambra Araneda dijo...

Que maravilla poder escuchar estas bellas melodias de don Vicente Bianchi y su famosa Misa a la Chilena. Hace casi medio siglo atrás siendo aun un niño tuve la oportunidad de escuchar estas bellas canciones que mi padre colocaba los dias domingos por la mañana mientras el las tarareaba. Como olvidar El Burrito de Belén y Guitarra de Nochebuena cuyas letras nos recogen sobretodo en esta fecha memorable en que recordamos y disfrutamos el nacimiento de Jesús. Estas palabras solamente para agradecer a esta gran mestro Vicente Bianchi y su decisión tan oportuna de elegir a ese gran elenco de artistas como Jaime Soval y el Coro Chile Canta. En el momento que escribo estas palabras tengo en mi mano el disco vinilo que heredé de mi padre y que lo cuido como hueso santo. Gracias nuevamente a Don Vicente y al sello Odeon y a todos quienes hicieron posible esta obra.

Enrique Zambra Araneda
Talca

DISCOTECA NACIONAL dijo...

Gracias por su comentario Don Enrique,

Saludos